Promesas felices en el mundo contemporáneo

por Soledad Arienza[i]

Dentro de las teorizaciones contemporáneas acerca de la felicidad, se destacan los aportes de la investigadora anglo-australiana Sara Ahmed[ii]. Sus estudios se enmarcan dentro de las teorías feministas y poscoloniales, y gran parte de su producción teórica más reciente se centra en el tema de la felicidad en la sociedad contemporánea. Si bien aquí resumiremos los principales puntos de su artículo “Happy objects” (2010), las temáticas que este texto aborda pueden ampliarse con otros de la misma autora como “Multiculturalism and the promise of happiness” (2007), “The politics of good feeling” (2008) y el libro The promise of happiness (2010).acumular

“Happy objects” desglosa el tema de la felicidad, primero, en sus facetas etimológica e histórico-filosófica, para luego pasar a desarrollar la hipótesis principal de la autora. En cuanto a la etimología, Ahmed menciona cómo el concepto de felicidad está asociado al de contingencia, al resaltar que el término happiness contiene en sí la raíz “hap”, que, en inglés medio, sugiere azar, suerte o buena fortuna. El concepto moderno de felicidad impone que ese contenido azaroso, esa contingencia de lo que ocurre debe estar asociada a algo positivo. El artículo también realiza un recorrido histórico, y comenta cómo fue entendida la felicidad por diferentes filósofos, desde Aristóteles en su Ética nicomaquea, pasando por Locke en el siglo XVII y Hume, en el XVIII.

A partir de esta sólida base disciplinar, Ahmed desarrolla en el texto sus hipótesis con gran claridad y solidez argumentativa. Parafrasea sus ideas principales, pero esa paráfrasis no se queda en la mera repetición de conceptos ya elaborados: con cada reformulación, agrega una vuelta de tuerca más a sus argumentos. Principalmente, lo que la autora sostiene es que la felicidad “funciona como una promesa que nos conduce hacia ciertos objetos, que luego circulan como bienes sociales”[iii] (Ahmed, 2010: 29). Estos bienes u objetos (que para Ahmed pueden ser no sólo objetos materiales, sino también valores, estilos, prácticas o aspiraciones) están asociados a la felicidad. Por lo tanto, “anticipamos que la felicidad le seguirá a la proximidad de tal o cual objeto” (Ahmed, 2010: 41). Resume, entonces, que “la promesa de felicidad se traduce en esta fórmula: si tienes esto o aquello, o haces esto o aquello, entonces la felicidad es lo que sigue” (Ahmed, 2010: 41). Por lo tanto, el sujeto arribaría a ciertos objetos por el hecho de que ya “apuntan hacia la felicidad” (Ahmed, 2010: 40).

Uno de los aspectos más interesantes del análisis aparece cuando se agrega un elemento disruptivo a este razonamiento: ¿qué ocurre con aquellos que no sienten felicidad ante la proximidad de esos objetos catalogados como vehículos de bienestar o dicha? ¿Qué ocurre con aquellos que no creen que el matrimonio, o la familia (tomando dos ejemplos que da la autora) sean objetos que proporcionen felicidad, objetos prioritarios en la vida de un sujeto? En esos casos, aquellos se convertirán en alienados: “Nos convertimos en alienados -fuera de línea con una comunidad afectiva- cuando no experimentamos placer ante la proximidad de objetos que ya han sido catalogados como buenos” (Ahmed, 2010: 37).

Las hipótesis de Sara Ahmed en torno a la felicidad en general y este artículo, en particular, resultan un interesante primer acercamiento al tema de la felicidad individual en la sociedad contemporánea. Sus teorizaciones permiten, además, conocer puntos de vista más tradicionales en torno a dicha temática, al remitirnos a filósofos centrales de la tradición occidental. Para nuestro propósito particular de estudiar la relación entre felicidad y los entornos urbanos en un corpus de obras teatrales inglesas contemporáneas, estos aportes resultan de vital importancia para comenzar a comprender el poder que las configuraciones impuestas de la felicidad tienen sobre los sujetos en las grandes ciudades.

Bibliografía

AHMED, Sara. (2010). “Happy objects”, en Gregg, Melissa y Gegory J. Seigworth, The affect theory reader. Durham: Duke University Press.

 

[i] Soledad Arienza es alumna avanzada de la Carrera de Letras en la Facultad de Filosofía y Letras de la UBA y Adscripta de la Cátedra de Literatura Inglesa (2015-2017).

[ii] Sara Ahmed (1969) se graduó en Literatura Inglesa e Historia en la Universidad de Adelaida, Australia, y prosiguió sus estudios doctorales en la Universidad de Cardiff, Gales. En el 2004 ingresó al Departamento de Medios y Comunicación del Goldsmiths College, Universidad de Londres. Allí tiene a su cargo, actualmente, cursos en Estudios Culturales. Ha publicado siete libros y numerosos artículos. En 2010 publicó The Promise of Happiness

[iii] En todos los casos,  las traducciones del artículo son nuestras.

Autor: literatura inglesa

Cátedra de Literatura inglesa de la Universidad de Buenos Aires. Publicación de artículos, notas y trabajos monográficos de profesores y alumnos y de información de interés inherente a la materia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s